«Me gustaría jugar con Federer en mi despedida»


(Gastón Gaudio – Roland Garros 2010)

(Fuente: clarin.com)
El mismo Gastón Gaudio que descansa con una sonrisa en una publicidad de una marca de ropa desde un afiche de la avenida Juan B. Justo, es el mismo que saluda unos minutos después de las 10 en el Vilas Club, su segunda casa. Este Gaudio, de carne y hueso, al fin y al cabo, está vestido de tenista aunque poco y nada le quede de su exitosa profesión.

¿Ya fue el tenis para vos? Sí, por ahora no pienso jugar. No estoy con ganas, aunque sí me divierte hacer exhibiciones como la del fin de semana que viene y , de vez en cuando, jugar un poco. Pero hace un año que no juego; el último torneo fue en Kitzbühel. Ya casi estoy sin jugar.

¿Te considerás retirado o esperás un partido despedida? Por ahí me gustaría un partido despedida, lo haría. Estoy viendo el mejor momento para no tener ninguna duda de decir “chau”. Y eso es lo que estoy analizando.

¿Con quién te gustaría jugar ese partido y dónde? En Buenos Aires, seguro. Es cuestión de ver quién puede venir a jugar.

¿A quién elegirías? Hay varios. Me gustaría jugar con Federer en mi despedida o con alguno de los que estuvieron en mi época… ¿Estás esperando que te diga Coria, no? (larga una carcajada).

No, me impactó lo de Federer. Si tenés la plata, el estadio y él viene, ¿lo harías? Sí, obvio, lo haría.

¿Cómo estás viviendo la transición de ser un tenista a un ex? Lo vengo analizando desde hace mucho y despacito, es como que no me cuesta tanto. De a poco te vas acostumbrando. Es difícil después de hacer tantos años lo mismo y luego de pasar muchas situaciones con gran adrenalina. La vida es totalmente diferente cuando dejás el tenis y ese es un cambio grande.

¿Qué es lo mejor de no jugar? Tenés una tranquilidad de no sentir stress, de no entrenar todos los días. No tenés que viajar ni la presión de ganar siempre, la gente pendiente de cómo te va. Eso te pone una carga que llega un momento que te cansa. Todo esa responsabilidad ya no la tengo. Ahora me levanto y tengo que pensar qué hacer o qué no hacer.

Imaginemos que sos el director de una película sobre tu carrera. ¿Qué corregirías? Siempre fui muy auténtico. Hice lo que me salió y si no me salía, lo decía. Nunca traté de caretear una situación cuando algo no iba. Nunca traté de disimular y de decirle a la gente algo que no era. En una película mía mostraría todo tal cual fue. Si me decís a nivel carrera, hubiera tomado otras decisiones, cambiado un par de cosas que ahora me habrían permitido seguir jugando. Pero esa era mi forma de ser y eso le gustaba al público. A lo mejor no me tendría que haber tomado cosas tan a pecho. Que cuando perdés es normal, no es la muerte de nadie. Eso me hacía sufrir.

Cuando oficialices tu retiro, ¿qué harías primero: tomarías un trago con alcohol o te fumarías un cigarrillo? Ya arranqué. Tanto tiempo sin jugar empezás a hacer las cosas que antes no podías. Salgo hasta la hora que quiero, me voy de viaje. La presión que tenía para jugar al tenis, hoy no la tengo. Es como si te liberás. El día que Agassi se retiró en el US Open estaba en el vestuario al lado mío y le pregunté: “¿Qué sentís?” Y me dijo: “¿Viste cuando a los presos les sacan los grilletes? Así me siento; ahora puedo caminar con una tranquilidad que no se puede explicar”. Yo siento eso.

Suscribir
Notificar de

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Me encantaría conocer tu opinión, comenta.x